Autoshows

Renault Initiale Paris Concept

La casa del rombo rediseña el futuro de sus MPVs en Frankfurt

Renault Initiale Paris Concept

El nacionalismo francés y su histórica rivalidad con los alemanes no conoce límites, solo alcanza con ver el nombre de este concept para darse cuenta. Sin embargo, más allá de usar el nombre de su capital en una presentación realizada en Frankfurt, es a la palabra Initiale a la que tenemos que prestar atención, ya que en el lenguaje de Renault indica elegancia, que es hacia donde apunta este concept, anunciando el próximo Espace.

El Initiale Paris es el sexto concept de una nueva zaga de Renault creada bajo la tutela de Laurens van den Acker que apunta hacia la seducción, cuyo portfolio incluye los modelos DeZir, Captur, R-Space, Frendzy y la dupla Twin’Z / Twin’Run, cada uno apuntado a un segmento diferente.

Estéticamente, este MPV de 4.850 mm de largo se inspira en dos mundos, el de la arquitectura y el de la aeronáutica, amalgamados en su carrocería e interior para crear un estilo lujoso. Estas cualidades se ven reflejadas en las superficies sinuosas, las luces angostas y la cintura elevada con un fuerte quiebre ascendente en la tercera ventanilla. Además, las luces posteriores incorporan flaps motorizados que mejoran el rendimiento aerodinámico.

El exterior se une con la cabina mediante un elegante techo translúcido realizado en aluminio y plexiglás. Puertas adentro, el Initiale Paris cuenta con todos los clichés de un concept, como puertas traseras suicidas (que abren hacia atrás), una consola central con dos inmensas pantallas que recorre la cabina, asientos flotantes unidos al torpedo y un estéreo BOSE de 32 parlantes, incluyendo dos subwoofers. La tercera fila es un banco convencional, pero realizado en forma de dos hojas que permiten un estilo más fluido.

Más interesante que todo el despliegue techno propio de un concept, resulta el estilo minimalista y envolvente del tablero, y la forma de combinar tonos satinados y brillantes, y materiales clásicos como madera, aluminio y cromo.

Mecánicamente, el Initiale Paris recurre a la mejor combinación de tecnologías actuales de la marca como la transmisión EDC (doble embrague) y un pequeño dCi, solo que en este caso asociado a dos turbos para generar unos jugosos 400 Nm de torque. Además, se trabajó en el ahorro de peso, logrando una dieta de 250 kilos respecto del Grand Espace, modelo con el que comparte las mismas dimensiones.

¿Podrá Renault llevar todo este lujo a la producción? Viendo este concept esperamos que sí.

Renault Initiale Paris

Hernando Calaza recomienda

¿Qué opinás? Contanos